¿De qué hablamos cuando hablamos de situación de calle?

Entendemos que la situación de calle no es una urgencia, no es una problemática habitacional, no es problemática individual y que su abordaje no admite protocolos predefinidos. Pero, por sobre todas las cosas, no depende de las voluntades personales.

En contrapartida, sostenemos que aunque lo inmediatamente observable sea que la persona no posee una vivienda no podemos olvidar que en cada intervención estamos frente a procesos sociales que se sostienen a partir de la producción y reproducción de la vida cotidiana. Situaciones complejas que exigen una mirada diacrónica por cuanto la persona adulta en situación de calle ha sido progresivamente desafiliada de las redes sociales, excluida por la política pública, desalojada por las instituciones.

Entonces, proponemos hablar y pensar en términos de “situaciones de calle”. Situaciones múltiples, diversas, complejas y cuyos atravesamientos singulares requieren imaginar en cada encuentro un abordaje particular.

Desde la Fundación, concebimos al vínculo afectivo y de confianza como la principal energía dinamizadora a través de la cual podemos lograr el acompañamiento necesario que requiere esa reconstrucción de autonomía y de las redes de las cuales la persona ha sido desafiliada, excluida o desalojada.

Creemos que desde este reconocimiento afectivo de las demás personas y del tiempo compartido, se pueden construir vínculos sanos, generando de esta manera espacios de discernimiento personal y construcción comunitaria. En este sentido, el vínculo con las personas conforma el núcleo principal y entendemos que se forma a partir de la presencia, del valor que le damos al “estar con la otra persona”. Es aquí, donde la salida de los domingos junto a los diversos espacios que se llevan a cabo cobran sentido.

Tu ayuda cuenta!

La Fundación Puente Vincular sostiene todas sus actividades gracias al aporte voluntario de sus socios colaboradores y a donaciones espontáneas de quienes se solidarizan con esta causa. Aportá tu granito de arena!